Ideas Slow life para volver a la rutina

posted in: MY SELF, VIVE SLOW | 0
planifica el retorn de les vacances

Volver al día a día después de las vacaciones no es fácil, pero con unas ideas de Slow life para volver a la rutina, el arranque de septiembre puede ser mucho más motivador. ¿Por qué no nos planteamos la vuelta a la rutina como la oportunidad de aplicar al día a día los pequeños placeres que la Vida Slow nos ofrece y de los que hemos disfrutado este largo verano?

Photo by STIL on Unsplash

Que la vuelta no sea una lata,

En septiembre, empieza un nuevo ciclo. Para muchas personas es el momento de empezar nuevos proyectos, de afrontar nuevos propósitos, y de poner en marcha motores cargados de energías. Diría que septiembre es el verdadero inicio de año para mucha gente -tomando protagonismo en enero. Seguramente que volvamos de un período de relax, y hemos podido llenarnos de buenos ratos, de calma, de aburrimiento y de lecturas acumuladas.

… que sea una oportunidad

Pero también hay quien llega en septiembre con apatía, pereza y sin fuerzas para recuperar la rutina y el ritmo del día a día.

Si eres de este grupo de personas, pero tienes ganas de cambiar el «trauma» que te supone volver al trabajo ya la vida rutinaria: Te adjuntamos una serie de ideas slow life para volver a la rutina, por caviar ciertos hábitos que te harán ver la vida con nuevos ojos.

Cambia tu rutina hacia una Vida Slow

Aprovecha el momento de volver a la rutina para unirte a la Vida Slow, te garantizamos que la Slow life te aportará beneficios en la salud física y mental. Para que la Filosofía Slow promueve la reducción del estrés y del consumo, a partir de cambiar las prioridades que guían nuestra vida. Unas prioridades que pasan por la calma, autoconocimiento y el disfrute de los pequeños placeres del día a día.

Photo by Natalia Figueredo on Unsplash

Septiembre es el mes de arranque, el inicio de un nuevo curso escolar y de un nuevo año laboral

Si para los peques es importante preparar la vuelta al cole, también lo es para los mayores. Apúntate estos 5 tips, estas 5 ideas para que tu vuelta al día a día sea el inicio de tu Revolución Slow.

5 ideas Slow life para volver a la rutina

1-Planificar la rutina

Planifícate el día a día. Haz un calendario semanal con los horarios familiares fijas, y luego, una lista con lo que quisieras incorporar en tu rutina: Un rato de lectura, de yoga, de paseo; un curso, etc.

Incluye esos pequeño placeres en el calendario y haz que tengan tanta importancia como las tareas laborales o familiares.

Reservarte pequeñas parcelas te hará sentirte bien, te ayudará a equilibrar el estrés y a disfrutar del tiempo compartido.

2- Hacer una llista de las ideas y proyectos que te ilusionen

Hacer listas nos ayuda a visualizar y focalizar, es por eso que te proponemos hacer una lista de aquellos proyectos que quieres realizar a lo largo del curso 2.019-2.020.

planificar ens aporta benestar

Parte de una lista sin restricciones, déjate llevar por tus ilusiones más profundas.

Y después, escoge de uno a tres proyectos (según su complejidad y duración) los que veas más factibles y ordénalos en el calendario anual.

Photo by Green Chameleon on Unsplash

Llevar a cabo proyectos propios te supondrá una motivación extra, una inyección de adrenalina y una dosis de confiaza.

3- Programa activitades que te aporten placer

En verano nos llenamos las agendas con actividades que nos aportan placer. Anota aquellas que más te han gustado de este verano, para repetirlas a lo largo del año, y haz una lista de actividades que te gustaría hacer.

Riure amb amics és un plaer slow

¡Atención! Piensa con una mirada Slow, de proximidad y sencillez. ¡No se vale anotar el viaje a Cerdeña o la escapada a la India! Es decir, planifica vermuts o barbacoas con amigos, visitas a museos, escapadas a la montaña o a la playa, decubrir tu propia ciudad, etc. Piensa en actividades que puedes hacer entre semana o los fines de semana.

Photo by Priscilla Du Preez on Unsplash

Si planificas tu tiempo libre con una mirada Slow, conseguirás vivir unos fines de semana con experiencias tranquilas y enriquecedoras, lejos de las tardes de centro comercial y planes improvisados que nos llevan a consumir para llenar el tiempo.

4- Activa el cuerpo y la mente

Haz una lista de libros, conciertos y espectáculos que querrás ver a lo largo del trimestre, o del curso. Anótalos en la agenda para tenerlos presentes y que no se te escapen!

Haz que el cuerpo no se quede fofo y piensa en qué actividad te gustaría practicar. Hoy en día tenemos muchas opciones para mover el cuerpo, pero hay que encontrar la que más nos satisface para poder mantener la rutina que requiere.

No te exijas demasiado, empieza con pequeñas dosis y cuando vayas viendo los beneficios de mantener el cuerpo en forma, tu misma (o) necesitarás aumentar la dosis. Encontrarse bien, ¡engancha!

Photo by Lacie Slezak on Unsplash

5-Recuerda el decálogo de La Vida Slow

1. Tener tiempo para ser tú.

2. Cuidar tu entorno..

3. Cuidar a los tuyos, a los otros, a ti.

4. Saber de dónde vienen las cosas y disfrutarlas.

5. Descubrir hacia donde vas saboreando el camino.

6. Crecer por el placer de sentirte vivo.

7. Avanzar sin la necesidad de ir más lejos.

8. Mirar la vida, olerla, escucharla, saborearla, acariciarla.

9. Decidir que tu mundo está formado por mucho más que lo que te rodea y respetarlo.

10. Saber que eres capaz de hacer un mundo mejor y ponerte a hacerlo.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *